Programa de Escucha Activa (PEA)

Un espacio para la escucha y la conexión

La idea de realizar e implementar el Programa de Escucha Activa (PEA) surgió tras el inicio del confinamiento con el objetivo de que los/as participantes recibieran recursos y herramientas para aprender cómo desarrollar la escucha activa y aumentar la sensación de conexión entre los participantes en un contexto de distanciamiento social.

Objetivo del programa

El objetivo principal del programa fue crear un espacio en el que se faciliten recursos y herramientas que fomenten una comprensión integral de lo que es y engloba la competencia de la Escucha Activa y, a su vez, se puedan aplicar dichos aprendizajes a la práctica, ya que el principio y la premisa básica de este proyecto es que “la mejor forma de aprender es enseñar y practicar”.

Otro de los objetivos importantes del PEA es promover un entendimiento a nivel multicultural e internacional y fomentar el desarrollo de un sentido de identidad y de solidaridad buscando la conexión entre los participantes del programa procedentes de distintas regiones del mundo y una mayor empatía, comprensión e integración entre ellos/as.

PARTICIPANTES

Las personas que decidieron  participar en el Programa de Escucha Activa (PEA) serán divididas en dos grupos según un criterio preestablecido: por un lado, se creará el grupo de “confidentes”, que incluirá a socios/as de la RIEEB, colaboradores/as de la propia organización o personas que ya tengan conocimientos previos sobre Educación Emocional; por otro lado, se creará el grupo de “confinados”, que no serán socios/as ni colaboradores/as, sino personas ajenas a la misma y que decidan colaborar en el programa para practicar la escucha activa a través de los “confidentes”. Cabe especificar que, en ambos casos, tanto para socios/as  como para colaboradores/as y personas no relacionadas con la organización, la participación en el programa es gratuita.

FUNCIONAMIENTO

La dinámica implica la alternancia de cuatro formaciones teórico-prácticas que reciben los “confidentes” a razón semanal dirigidas por parte de cuatro expertos en la materia con la aplicación práctica de estos aprendizajes con los “confinados” para practicar y desarrollar su escucha activa a través de conversaciones.

A través de las formaciones, los “confidentes” recibirán recursos y formación para realizar el PEA y, a su vez, transferir pautas y herramientas a sus “confinados” mediante la puesta en práctica de las actividades propuestas por el programa.

Para realizar ésta implementación se emparejan de manera aleatoria a cada “confidente” con su “confinado” y se les proporciona la libertad de elegir la frecuencia de sus reuniones y el método para hacerlo durante las cinco semanas que dura el programa.

GUIÓN de las FORMACIONES

Sesión 1: Beneficios de la Escucha Activa

Sesión 2: ¿Qué significa saber escuchar?

Sesión 3: ¿Cómo hacer preguntas?

Sesión 4: ¿Cómo despedirse?

Próximamente inscripciones disponibles

Síguenos en Redes Sociales